Museo Anahuacalli Diego Rivera

Museo Anahuacalli Diego Rivera

Esta página también está disponible en: Inglés

Museo Anahuacalli Diego Rivera

Museo Anahuacalli, se trata de un muy interesante escenario que guarda una gran colección de piezas prehispánicas y el estudio de Diego Rivera con algunas de sus obras; el museo está construido en una reserva ecológica de la última erupción del volcán Xitle, de hace 2000 años, en la Ciudad de México.

La Anáhuac es el antiguo nombre Azteca del Valle de México. La palabra Anahuacalli significa Casa del Anáhuac. Anahuacalli también significa casa rodeada de agua. 

dsc_1692

Una gran mole de piedra volcánica

Al llegar al museo se distingue una gran mole construida de piedra volcánica, gris y negra, que fué arrancada del terreno donde se construyó este museo. Piedras de lava volcánica de la erupción del volcán Xitle.

 

 

dsc_1615

Una selección de 2,000 piezas prehispánicas

El Anahuacalli muestra una selección de más de 2,000 piezas de la colección de Diego Rivera. La mayoría de las piezas provienen de los pueblos prehispánicos del occidente de México, de los Mayas y de los Mexicas.

 

 

dsc_1631

El estudio de Diego Rivera

En el segundo nivel del museo está el estudio de Diego Rivera. Aquí se pueden apreciar los bocetos de gran formato de algunos de sus famosos murales.

 

 

 

dsc_1607

Los Monigotes que coleccionaba Diego Rivera

Además, aquí se pueden ver algunos de los grandes monigotes o figuras de cartón policromados que Diego Rivera coleccionaba y de los monos que el museo ha ido coleccionando.

 

 

El Anahuacalli en un espacio ecológico

Resulta interesante el espacio ecológico del Anahuacalli. Una área de más de 46,000 metros cuadrados en estado silvestre, como se encontraba hace 2,000 años, dentro de la ciudad de México.

Diego Coleccionista de Arte Prehispánico

Rivera inició la compra de piezas prehispánicas a su regreso de Europa, en los años 1920’s. Posteriormente Diego se convertiría en el mayor coleccionista de piezas prehispánicas del México posrevolucionario. Su coleccionar creció a más de 50,000 piezas a lo largo de su vida.

Arquitectura del Museo Anahuacalli.

dsc_1690

El Proyecto del Museo Anahuacalli

El Anahuacalli surgió de la idea de Diego de construir un espacio para conservar parte de su colección y un espacio para el estudio del artista; el proyecto es del mismo Diego Rivera.

Dado que el Anahuacalli se construiría al sur de la Ciudad de México, en una zona que hasta los años 1950’s permanecía cubierta por una capa de roca volcánica de varios metros de espesor. La visión de Diego: ¿cómo integrar su proyecto con las raíces de la arquitectura prehispánica y con el espacio ecológico del terreno?

Pirámide de piedra volcánica

Después de considerar algunos bosquejos del arquitecto mexicano Juan O’Gorman y consultar con el famoso arquitecto norteamericano Frank Lloyd Wright, finalmente Diego concretó su proyecto en una especie de pirámide de piedra volcánica que fue arrancada del suelo sobre el que se construyó este museo.

Techos con murales de piedras multicolores

Todos los techos del Anahuacalli están cubiertos con murales multicolores, construidos con pequeñas piedras volcánicas, cortadas en distintos tamaños y formas, pintadas de distintos colores e insertadas en cada techo, según el motivo de cada mural.

dsc_1671

Algunos arqueólogos cercanos a la obra de Rivera consideran que esta construcción tiene elementos arquitectónicos de las construcciones Mayas y Teotihuacanas, con elementos contemporáneos y del mismo Rivera.

Algunos estudiosos inclusive ven en esta construcción una recuperación de la arquitectura Maya del sitio arqueológico de Uxmal, pero esto no resulta evidente a primera vista.

Juan O’Gorman

El arquitecto Juan O’Gorman participó en la construcción del Museo Anahuacalli con Ruth Rivera Marín y Dolores Olmedo. O’Gorman ya había proyectado y construido  la casa estudio de Diego y Frida a principio de los 1930’s. 

Entonces, es oportuno mencionar aquí que la Casa Estudio de Diego Rivera y Frida Kahlo fue la primera con Arquitectura Funcionalista en Latinoamérica. En la actualidad esta casa es un museo que se encuentra en lo que, a principios de los 1930’s, era el pueblo de San Ángel, hoy en la Ciudad de México .

Ruth Rivera Marín y Dolores Olmedo

A partir de la muerte de Diego en 1957 y hasta la terminación del Anahuacalli en 1963, la construcción estuvo a cargo de la arquitecta Ruth Rivera Marín, hija de Diego; con la colaboración y el patrocinio generoso de Dolores Olmedo, hasta su inauguración por el presidente de México, en 1964.

Las Colecciones del Museo Anahuacalli en Submundos

En una etapa posterior la museografía estuvo a cargo del poeta Carlos Pellicer. Las piezas de la colección están distribuidas en tres niveles o submundos:

– Inframundo de los muertos, que se encuentra descendiendo y a la entrada del museo. Aquí se puede ver la escultura en piedra Tlaloc-Agua y cerámica Azteca;

– Submundo de la vida terrenal, en la que se muestra el altar dual, piezas de las culturas prehispánicas del occidente de México y es donde está el acceso al museo, y;

– Supramundo de los dioses, donde se presentan piezas de las culturas Mexica y Mixtecas.

Las luces de los submundos

Luego, al pasar del inframundo de los muertos, al submundo de la vida terrenal y al supramundo de los dioses, la penumbra se va iluminando. La luz del sol entra por espacios en la fachada del Anahuacalli; en el inframundo la luz entra a través de alabastro, en el del mundo terrenal, a través de vidrios translúcidos y en el del supramundo de los dioses, por materiales transparentes 

Arte popular

dsc_1603Anualmente las festividades del día de los muertos se celebran en México, durante el mes de noviembre. El Anahuacalli también celebra esta estas fiestas, desde hace más de 50 años; por iniciativa y las  aportaciones de Dolores Olmedo, en las mismas fechas, se instala dentro del museo, un altar de muertos dedicado a Diego Rivera.

El Altar de Muertos del Anahuacalli

En el altar de muertos del Anahuacalli nunca faltan los grandes o enormes cuerpos estilizados multicolores hechos de cartón. Estas grandes figuras que se asemejan a esqueletos de muertos alegres, estilizados monigotes de cartón de los altares de muertos que, cada año, se instalan en este museo para la celebración de muertos.

dsc_1604Como fondo al altar de muertos se puede observar un altar de nichos ocupados con esculturas de piedra de distintos pueblos prehispánicas.

 

El estudio de Diego

En lo que sería el estudio de Diego se encuentra el boceto del mural “El Hombre en la Encrucijada de Caminos” pintado por Diego en el Rockefeller Center de Nueva York en 1939. Pintando, a la derecha del enorme lienzo, la desdicha de la clase trabajadora, como víctimas del capitalismo y, a la izquierda, la felicidad y solidaridad de los trabajadores en el socialismo.

dsc_1631

Retratos de Lenin y Marx en el mural

La familia Rockefeller, célebre representante del capitalismo norteamericano, contrata a Rivera para crear este mural; el mural original Diego incluye los retratos de Vladimir Lenin y Karl Marx, pilares del comunismo Soviético. La familia Rockefeller le indica a Diego que dichos retratos deberán ser removidos del mural; pero, Diego Rivera no está de acuerdo. Finalmente Rivera recibe su pago por su obra terminada y, en una noche, el mural es destruido.

Posteriormente, el Gobierno de México solicita a Diego Rivera que pinte nuevamente dicho mural. Actualmente el mural recuperado es exhibido, con algunos cambios, en el Palacio de Bellas Artes, en la Ciudad de México.

Espacio ecológico del Anahuacalli

Resulta entonces interesante recorrer en esta misma zona, al sur de la ciudad de México, un espacio ecológico de más de 46,000 metros cuadrados, en los terrenos del Anahuacalli, que aún se conserva en estado silvestre.

Explanada en la entrada del Anahuacalli

Al entrar al museo se ve una gran explanada de roca volcánica, sumergida unos 40 centímetros del nivel del piso de entrada. En esta explanada se celebran exposiciones, conciertos y celebraciones. Atrás de la explanada hay un espacio destinado al antiguo juego de pelota, según la tradición azteca.

Herencia de Diego Rivera al Pueblo de México

Al fin de sus vidas Diego Rivera y Frida Kahlo acordaron heredar al pueblo de México sus posesiones y colecciones, que  Diego conservaría en el Anahuacalli y Frida en su casa de Coyoacán, conocida como “La Casa Azul”.

De la misma manera, años después Dolores «Lola» Olmedo, amiga cercana de Frida y Diego y una muy importante coleccionista de sus obras. Al fin de su vida heredó al pueblo de México su colección y su antigua propiedad de Xochimilco, lo que hoy es el Museo Dolores Olmedo.

Afortunadamente, dada la relación cercana de Diego con Frida y su amistad con Lola, el  Museo Anahuacalli y los Museos Frida Kahlo y Dolores Olmedo, los tres museos ubicados al sur de la Ciudad de México, quedaron por tradición como museos amigos.

Información general Museo Anahuacalli:

Museo 150, San Pablo Tepetlapa
04620, Coyoacán, Ciudad de México
‎(+52 55) 5617 3797, 5617 4310,
5617 6825, 5617 6874

Horarios:

Abierto de martes a domingo de 10 de la mañana a 5 de la tarde

Costos:

– Admisión general: $60 pesos.
– Extranjeros: $80 pesos.

– Estudiantes de primaria privada, secundaria, preparatoria, universidad y maestros:$30 pesos.
– Adultos mayores, niños de preescolar y escuelas primarias públicas: $15 pesos.
– Entrada gratuita a:

-Menores de 6 años y personas con capacidades diferentes.
-Vecinos de San Pablo Tepetlapa, El Reloj, La Candelaria, Ruíz Cortines, Santa Úrsula, Díaz Ordaz y El Rosario presentando credencial vigente.
-Al presentar credencial ICOM.
Con tu boleto de entrada una cortesía para el Museo Frida Kahlo válida por un año.

Costo de permisos para fotografía:

– Para tomar fotografías:$30 pesos.
– Para estudiantes de primaria:$10 pesos.
* No se permite grabar con celular o cámara de video.

Sobre nosotros

Background in science and technology. Former executive responsibilities in the telecommunications and chemical industries. Modern painting and contemporary art. Enjoys biking and walking. Reading and good films. Now in web publishing